INSTANTES DE FELICIDAD



Le pareción una locura su proposición. Ella, que hasta hace unos años ni sabía nadar, embarcada en un velero navegando sola con él. Solos los dos. Solos con las olas y con su amor.


Siempre se había caracterizado por su sensatez y su responsabilidad. Cómo iba a dejar ahora de lado su trabajo y pedirse unas vacaciones cuando más agobio había, y para ir a navegar!!. Era una locura. No podía ser. No podía permitírselo, tenía demasiadas obligaciones que atender.


Hace años que no tenía unas vacaciones. Dedicaba casi su vida entera al trabajo. No podía ser. No, era una locura impropia de ella.


Pero... ¿ y por qué no? Bien se merecía unos días de descanso en compañía de la persona que más la había apoyado y ayudado todos estos años. Nunca le había pedido nada y jamás le había fallado. En los momentos más difíciles estuvo siempre a su lado brindándole su cariño y cuidándola.


Se decidió y dejó de lado por un instante todo lo que no fuera su felicidad.


No se arrepintió. Fueron los días más maravillosos de su vida. Se sentía plena, libre, amada, querida. Le sirvió para darse cuenta de que hay que aprovechar cada instante al máximo con las personas que quieres, porque esos instantes perdurarán eternamente en el corazón. Y al fin y al cabo, ¿qué mejor manera de iluminar su trayecto en este mundo que aportar instantes de felicidad al corazón?


Y vosotros,
¿Qué hacéis para aportarle instantes de felicidad a vuestro corazón?
A veces los detalles más pequeños tienen reamente mucha más importancia que las cosas más preciadas en teoría, ¿no creeis?

¡Un beso muy fuerte!


25 de Marzo de 2009

13 comentarios:

SOL dijo...

Ayudar a los demas es lo que mas me hace feliz!!!
Dar una palabra de aliento.. ser útil ... tratar de aliviar las penas de otros...
Pienso mucho mas en los demas que en mi misma!!!
Si bien es algo que hago con el corazón .. creo que es hora de empezar a pensar tambien en mi.. mi propia felicidad!!!
Besos cielo!!!
Maravillso post.

Celia dijo...

¡Ay amiga!... es difíci tu pregunta.Muchas veces, afuerza de pensar tanto en los demás, los demás se creen en la obligación de que siempre sea así. Y te miras y piensas ¿qué estoy haciendo? ¿es lo correcto?
Pienso que realmente lo bueno es tener corazón amplio, en luz, y que sea un abrigo para todo el que llama a tu puerta, y sea peregrinos buscando lugares.
Un beso.

Cornelivs dijo...

Asi es, mi estimada amiga; esos breves, pero intensos momentos de felicidad son los que hacen muchas veces que "este viaje" merezca la pena.

A mi me encanta, sobre todo en fines de semana, tomarme esos instantes con los mios.

Un abrazo...!

alma máter dijo...

Efectivamente, Angeles, las cosas más simples, a veces son las que más felices nos hacen. Yo me conformo con muy poquito.

Un beso fuerte!!

el centollo mecánico dijo...

Yo no pido mucho...con unos cigarrillos, una cañita y unos minutitos de buena conversacion soy ma que feliz...soy humilde en ese aspecto...un saludo desde el Sur del Sur

SILVIA dijo...

YO COSAS SIMPLES COMO TOMAR MI MATE, SIEMPRE QUE TENGO GANSAS Y LEER A BLOG A MIGOS, ESO ME DA FELICIDAD, AYUDAR EN LA TAREA DEL COLE A M I HIJA, ME DA PLACER TOTAL, COSAS DE LA VIDA DIARIA, MIRAR MI SERIE PREFERIDA LOS LUNES, ETC, COSAS QUE SUMAN MOMENTOS LINDOS, Y A VECES NO NOS DAMOS CUENTA DE LO FELIZ QUE NOS HACEN¡
UN BESO GRANDE

Angeles dijo...

Ir a caminar y tomar un café con mi marido es lo más lujurioso para mi corazón, decir te quiero, abrazar, escuchar al que tiene una pena...las cosas más sencillas alimentan el corazón.
Un abrazo.

Natalia Pastor dijo...

Yo intento darle una sorpresa todos los dias a mi marido,que el pobre vive de sobresalto en sobresalto.
Eso, e implicarme cada día en más proyectos:ahora mismo estoy liadísima como voluntaria en el comedor de Cáritas,pero merece la pena.
Hay que ayudar.

Besos.

mardelibertad dijo...

Vivir los momentos intensamente
Besos

Carlos Mateo Beltrán dijo...

La felicidad se encuentran en los pequeños detalles (creo que era Dalí quien decía esas palabras sabias). Yo, en 31 años que llevo viviendo, he descubierto que la felicidad es todo aquello que hace que te sientas bien, todo aquello que hace que no tengas que pensar, que la felicidad hace pensar por ti, todo aquello que te hace esbozar una sonrisa, todo aquello que hace que no exista el tiempo. La felicidad es el momento en el que cuerpo y mente están en equilibrio, la felicidad es el momento en el que los problemas se quedan aparcados; la felicidad es el ese momento que te gustaría meter en un frasco de cristal y destaparlo de vez en cuando para embriagarte de ese aroma.

Todo eso y más es la felicidad.

P.d. Bella historia y sobretodo, bella forma de contarla.

Adriana dijo...

Hola, coincido con que en los detalles esta la felicidad, en lo cotidiano tambien se encuentran algunos momentos felices, a mi me hace feliz sentirme bien de salud y llegar a casa y saludar a mis pequeñas perritas, que me reciben felizmente, tambien me encantan las palomitas, y poder ayudar a los animales en desgracia que pueda encontrar en el camino...

txusman dijo...

Tengo dos niñas y una mujer fantásticas, buenos amigos... y escalo montañas, un trabajo al que NO le dedico mas del 33% del dia (me gusta por cierto) y me gusta retratar con mi cámara... escucho música para todo, me gusta cocinar y que me cocinen... soy feliz cuando me pongo las zapatillas para entrenar o descorcho un crianza de Rioja (Alavesa por supuesto)... digamos que me hacen feliz muchas pequeñas y grandes cosas...

txusman dijo...

Aha!!! y este Jueves seré un de los afortunados para ver en Madrid a....
AC/DC
Eso si que me va a hacer feliz...